Ciclón extratropical llegará a la zona central de Chile

Se estima que la noche del martes comenzaría precipitaciones en la zona sur, que finalizaría el viernes. El académico de la Universidad de Talca, Patricio González, indica que podría traer vientos entre 80 y 100 kilómetros por hora, además de lluvias.

En concreto, debería arribar la noche del martes a la zona centro sur de Chile.

“Está vigente una alerta emitida por la Dirección Meteorológica de Chile (DMC), que indica precipitaciones moderadas, pero con isoterma cero relativamente alta”, dice Raúl Cordero, climatólogo de la Universidad de Santiago.

El fenómeno ha sido denominado “ciclón gigantesco” o “ciclón extratropical”con una intensa baja presión asociada, también conocida en meteorología como ciclón.

Los ciclones son básicamente sistemas de baja presión. Un sistema de baja presión recibe diferentes nombres; El más común es el de tormenta, pero también los solemos llamar sistemas frontales. En términos generales se puede considerar que: sistema de baja presión, sistema frontal, tormenta o ciclón, son todos sinónimos”, explica Cordero.

En algunas regiones del país el sistema frontal traerá precipitaciones. Crédito: Atón Chile

Los ciclones también reciben apellidos, dice Cordero, dependiendo de la zona geográfica en la que se produzcan. “Por ejemplo, hay ciclones tropicales, extratropicales o subtropicales. Los tropicales, a su vez, también reciben nombres alternativos, dependiendo de la cuenca en la que se encuentran. Los ciclones tropicales muy intensos se conocen como huracanes en el Atlántico y el Pacífico oriental. Estos mismos sistemas se conocen como tifones en el Pacífico occidental”.

“Todos los sistemas frontales que afectan a Chile traen una baja presión asociada, no es un huracán ni un tornado, porque para eso necesitamos tener un mar cálido, como es el caso del Océano Atlántico Tropical. Tenemos en nuestras costas un océano con temperaturas más frías, Por tanto, lo único que puede generar es una tormenta de lluvia y viento.”, dice González.

“Actualmente hay un sistema de baja presión (un ciclón) frente a las costas del centro-sur de Chile. Es un sistema grande, pero afortunadamente no involucra vientos comparables a los de sus parientes tropicales”, afirma el climatólogo de la Universidad de Santiago.

La presencia de chubascos sería desde Talca y Curicó hacia el sur, y de mayor intensidad desde la región de Los Lagos hacia el territorio sur. Para el caso de Santiago y Valparaíso solo se estima cielo cubierto.

Este viernes finalizó el otoño meteorológico (que va de abril a mayo), y el sábado comenzó el invierno meteorológico (el invierno astronómico comienza el 21 de junio). La temporada que terminó recientemente, Dejó consigo una serie de actas y personajes históricos en el registro.

Esta reciente caída se convirtió en una de las Los 10 más lluviosos registrados en Santiago, y el de mayor lluvia desde 2016. Además, mayo se convirtió en el mayo más lluvioso en Santiago en 22 años y hasta la fecha es, con diferencia, el mayo más frío jamás registrado.

Y eso no es todo, ya que las precipitaciones hasta la fecha Tienen la zona central del país sin déficit de precipitaciones, completando prácticamente 10 meses de precipitaciones similares a las que se consideraban típicas hace un par de décadas.

Es probable que el otoño relativamente húmedo de 2024 haya sido el último legado del final de El Niño. “La temperatura del Pacífico Tropical ya se encuentra en valores considerados típicos para los que de facto terminó El Niño. Este evento probablemente explica las generosas precipitaciones de los últimos 10 meses en la zona central de Chile”, afirma Cordero.

Considerando todos estos registros climáticos que dejó el otoño meteorológico, Cordero indica a su juicio, Cuáles son los cinco más importantes y por qué.

1. El final del otoño de 2024 fue El más frío jamás registrado en la capital de Chile. y en la zona central. Los mínimos promedio en la capital fueron los más bajos con diferencia, al menos desde que se dispone de registros confiables.

La caída dejó consigo una serie de récords. Crédito: Agencia Uno

2. Mayo de 2024 (el que marcó las estadísticas esta temporada) Fue la más lluviosa en Santiago en los últimos 22 años. En lo que va de siglo, las precipitaciones en la zona central fueron comparables este mes de mayo a las registradas en 2013, 2008 y 2002.

3. Entre el 7 y el 14 de mayo tuvimos una ola de frío de ocho días, es decir, ocho días consecutivos con temperaturas muy por debajo de los valores considerados típicos. Se trata de la ola de frío más larga desde 1958 registrada en otoño en Santiago.

4. El otoño de 2024 terminó con generosas precipitaciones de nieve. El nivel de nieve en la Cordillera de los Andes hasta la fecha sólo es comparable con el registrado en este siglo en 2008, 2013 y 2002 (así como con las precipitaciones).

5. El 22 de mayo (con 48 mm) Fue el día más lluvioso de un otoño en Santiago en más de ocho años (desde el 16 de abril de 2016 cuando cayeron 50 mm). Para el mes de mayo, el día 22 fue el día más lluvioso en Santiago en más de 21 años (desde el 20 de mayo de 2003 cuando cayeron 59 mm).

 
For Latest Updates Follow us on Google News
 

PREV Establecimientos educativos de Chile y España comparten experiencias de enseñanza-aprendizaje basadas en proyectos – .
NEXT Tormenta “Alberto” llegará a San Luis con el 98% de su territorio en sequía – El Sol de San Luis – .