¿Contar pasos o minutos? Un estudio reveló cuál es la mejor forma de medir el ejercicio físico

¿Contar pasos o minutos? Un estudio reveló cuál es la mejor forma de medir el ejercicio físico
¿Contar pasos o minutos? Un estudio reveló cuál es la mejor forma de medir el ejercicio físico

Según expertos, “es importante que las pautas de actividad física ofrezcan múltiples formas de alcanzar los objetivos” (Imagen ilustrativa Infobae)

El debate sobre cuántos pasos dar para una estilo de vida saludable se ha robado la atención de los expertos en fitness en los últimos años.

Sin embargo, un estudio reciente realizado por investigadores del Hospital Brigham and Women’s de Boston, afiliado a la Universidad Harvard- reveló que tanto contar el tiempo dedicado a hacer ejercicio como el número de pasos tienen los mismos beneficios para perder peso, reducir el riesgo de enfermedades y mejorar la longevidad.

Según lo publicado esta semana en la revista JAMA Medicina Internatiempo de actividad fisica moderado a vigoroso y recuento de pasos “fueron cualitativamente similares en sus asociaciones con la mortalidad por todas las causas y las enfermedades cardiovasculares”.

“Los objetivos basados ​​en el recuento de pasos deberían considerarse para futuras directrices junto con los objetivos basados ​​en el tiempo, permitiendo la adaptación a las preferencias personales”, dijeron los investigadores en la publicación de sus conclusiones.

El estudio “Métricas de actividad física para la salud basadas en tiempo versus pasos” se publicó en la revista JAMA (Getty)

Para el trabajo, los expertos analizaron datos de salud y actividad física de 15.000 mujeres sanas mayores de 62 años durante cuatro años.

Pasado ese tiempo, al analizar los datos proporcionados por los rastreadores de actividad física que llevaba cada participante, junto con los cuestionarios de salud que debían completar cada año, el equipo descubrió que quienes caminaban entre 8.000 y 8.500 pasos por día redujo su riesgo de enfermedad cardíaca en un 40%, en comparación con aquellas mujeres que daban alrededor de 3.000 pasos al día.

Sin embargo, descubrieron que la misma reducción de riesgo se aplicaba a quienes hacían ejercicio durante 75 minutos al día, sin contar los pasos.

el doctor Rikuta Hamaya es investigador de la División de Medicina Preventiva del Hospital Brigham and Women’s y autor principal del estudio, y señaló que si bien “para algunas personas, especialmente las más jóvenes, el ejercicio puede implicar actividades como tenis, fútbol, ​​caminar o trotar, todos los cuales se pueden seguir fácilmente con pasos, para otros puede consistir en paseos en bicicleta o natación, donde es más fácil controlar la duración del ejercicio”.

Según la OMS, uno de cada cuatro adultos no alcanza los niveles recomendados de actividad física en todo el mundo (Getty)

Por eso, para él, “es importante que pautas de actividad fisica Ofrecer múltiples formas de alcanzar los objetivos”.

“Estos datos respaldan la necesidad de incluir pautas basadas en tiempo y pasos en futuras recomendaciones de actividad física, permitiendo a las personas la flexibilidad de elegir y realizar un seguimiento de su métrica de actividad preferida”, insistió el investigador.

Para el trabajo, expertos analizaron datos de salud y actividad física de 15.000 mujeres sanas mayores de 62 años durante cuatro años (Imagen ilustrativa Infobae)

De acuerdo a Organización Mundial de la Salud (OMS), uno de cada cuatro adultos no alcanza los niveles recomendados de actividad física en todo el mundo.

En este sentido, la guía de la OMS aconseja que los adultos gasten, como mínimo, 150 minutos a la semana a ejercicios de intensidad moderada o 75 minutos a actividades vigorosas.

Una opción, según la organización, para cumplir con estas pautas es realizar una caminata de unos 30 minutos cinco días a la semana. Para obtener beneficios integrales para la salud, es crucial mantener la regularidad en esta práctica, establecerla como un hábito y enfrentar progresivamente mayores desafíos.

Según el informe Caminando por la salud (Caminando por la salud) realizado por expertos de Harvard, el caminatas vigorosas De forma regular contribuyen a la reducción del colesterol LDL (considerado nocivo), a la regulación de los niveles de azúcar en sangre y a la reducción del riesgo de hipertensión, enfermedades cardíacas, accidentes cerebrovasculares y diabetes. Además, estas caminatas rápidas fortalecen los músculos, queman calorías y promueven un mejor estado de ánimo.

 
For Latest Updates Follow us on Google News
 

PREV Los compañeros tuvieron que separarlos – .
NEXT Madre de Javiera Suárez publica emotivo mensaje a 5 años de la muerte del periodista