autoestima Seis estrategias para mejorar y aprender a decir “no” | autoconocimiento | asertividad

autoestima Seis estrategias para mejorar y aprender a decir “no” | autoconocimiento | asertividad
autoestima Seis estrategias para mejorar y aprender a decir “no” | autoconocimiento | asertividad

En la vorágine de vida moderadadonde el demandas y expectativas externas puede ser bastante abrumador, nuestro capacidad de decir “no” se convierte en algo más que un simple rechazo, ya que se convierte en un acto de autoafirmación, que refleja y fortalece nuestra autoestima. En definitiva, en una sociedad que valora la complacencia y la adaptabilidad, aprender a Pon límites Puede ser un verdadero desafío; Sin embargo, es vital para nuestra bienestar emocional y mental.

Sin duda, poder comunicar asertivamente nuestras opiniones y decisiones diciendo “no” no sólo protege nuestro tiempo y energía, sino que también refuerza nuestra confianza en nosotros mismos y nuestro sentido de valía personal. Sin embargo, a muchas personas esta palabra les resulta sorprendentemente difícil de pronunciar, principalmente por miedo al rechazo, la desaprobación o para evitar conflictos.

Por ello, Bienestar conversó con dos especialistas, quienes brindaron una serie de estrategias prácticas para fortalecer tanto la autoestima como la asertividad, para que podamos aprender a vivir de una manera más auténtica y satisfactoria, cultivando así relaciones más sanas y reduciendo el estrés. estrés en nuestra vida diaria.

¿Cómo se relaciona decir “no” con la autoestima?

La capacidad de decir “no” está profundamente relacionada con la autoestima, ya que refleja cómo una persona se valora y respeta a sí misma, por lo que es un indicador importante de una autoestima saludable. Ciertamente, como afirma la Dra. Karen Pérez, psicóloga y profesora de la Escuela de Graduados de la Universidad Continental, evitar situaciones o compromisos no deseados también ayuda a mantener un estado emocional positivo que, a su vez, mejora significativamente la valoración subjetiva que un individuo tiene de sí mismo. .

“Decir “no” nos ayuda a fortalecer nuestra autoestima a través del reconocimiento de nuestros derechos personales y la responsabilidad emocional hacia nosotros mismos. Según lo que propone la terapia de esquemas, podemos decir que aquellos a quienes les cuesta o nunca decir “no” podrían tener un esquema de autosacrificio y/o sumisión, ya que anteponen las necesidades de los demás a las suyas propias. dejando de lado su cuidados personales”, destacó Fanny Abanto Casavalente, psicoterapeuta especializada en terapia de esquemas.

Una alta autoestima facilita nuestra capacidad de decir “no” al brindarnos seguridad y confianza en nosotros mismos, mientras que aprender a decir “no” puede fortalecer nuestra autoestima al permitirnos priorizar nuestras propias necesidades y límites.

¿Cuáles son los principales desafíos que enfrentan las personas cuando intentan decir “no”?

Por supuesto, hay varios factores por los que la gente prefiere “aceptar todo de todos”. Entre ellos se encuentran: percibir malestar o enojo por parte de los demás, distanciamiento físico-emocional e intentos de manipulación por parte de otro individuo. Básicamente, esto puede traer consigo sentimientos de culpa, miedo a ser rechazado, vergüenza, dolor ante la posibilidad de no formar parte de un grupo, perder amigos, etc.

“Las personas con baja autoestima pueden sentir que sus necesidades y deseos no son tan importantes como los de los demás, lo que les lleva a priorizar siempre los requerimientos de los demás. La falta de confianza en los propios juicios y decisiones puede hacer que sea extremadamente difícil decir “no” con convicción. Desafortunadamente, el miedo a ser excluido o marginado socialmente puede hacer que una persona diga “sí” incluso cuando realmente quiere decir “no”. En cierto modo, esto se debe a que los individuos pueden sentir que expresar su rechazo a algo o alguien revelará su inseguridades o deficiencias, por lo que prefieren evitar esta exposición. Sin duda, el miedo al rechazo puede tener un impacto significativo en nuestra crecimiento personaldesde que comenzamos a comportarnos de maneras que priorizan exclusivamente la aceptación y el agrado de los demás sobre nuestro propio bienestar general”, aseguró el psicólogo.

¿Cuáles son las señales de que estamos sobrecargados y necesitamos decir “no”?

Según la especialista en terapia de esquemas, las siguientes señales son excelentes indicadores de que debemos decir “no”:

  • Problemas para dormir.
  • Fatiga física y mental.
  • Dolores de cabeza y migrañas.
  • Tensión muscular en los hombros.
  • Problemas digestivos.
  • Baja autoestima.
  • Estrés y ansiedad.
  • Sea muy autocrítico.
  • Irritabilidad.
  • Falta de motivación.
  • Frustración.
  • Síndrome de burnout.
  • Falta de tiempo para ti mismo.

¿Cuáles son los elementos imprescindibles para aprender a decir “no”?

Prioridades personales

Tener claras nuestras prioridades nos permite tomar decisiones informadas sobre dónde queremos invertir nuestro tiempo y energía. Específicamente, como señaló el Dr. Pérez, al saber lo que queremos lograr, podemos rechazar más fácilmente solicitudes que no se alinean con nuestros objetivos. Por tanto, identificarlos nos proporciona una justificación interna sólida para decir “no”. Además, reduce la culpa y el remordimiento, ya que entendemos que estamos anteponiendo lo verdaderamente imprescindible para nuestro bienestar y objetivos a largo plazo.

Autoconocimiento

El autoconocimiento es el aprendizaje que nos lleva a reconocer nuestros patrones de pensamiento y conductas poco saludables, por lo que resulta fundamental a la hora de establecer límites, permitiéndonos así poder gestionar mejor nuestra vida. Definitivamente, como mencionó Abanto Casavalente, es muy importante como parte de este autoconocimiento tomar conciencia de que los límites saludables comienzan por uno mismo.

Decir “no” no es egoísta ni negativo. Al contrario, es una forma de autocuidado y respeto por uno mismo. Comprender que tenemos derecho a rechazar lo que no nos beneficia es fundamental para nuestra autoestima.

“Sin duda, esta habilidad es clave en nuestra Desarrollo personalya que nos ayuda a identificar lo que realmente necesitamos y queremos en diversas áreas de nuestra vida, como el trabajo, relaciones y tiempo personal. Por tanto, esta claridad que nos ofrece el autoconocimiento es fundamental para trazar límites que protejan nuestras propias necesidades y deseos.dijo el maestro.

Comunicación asertiva

La comunicación asertiva es un elemento fundamental que nos permite rechazar solicitudes externas sin sentir culpa ni malestar. Básicamente, facilita la expresión de pensamientos, sentimientos y necesidades de forma clara y directa, lo que a su vez favorece la manifestación de límites, evitando así posibles malentendidos con los demás. Asimismo, dado que la comunicación asertiva se basa en el respeto mutuo, al expresar nuestro rechazo de manera efectiva, estamos demostrando respeto hacia nosotros mismos al proteger nuestras necesidades, así como las de la otra persona.

“Una técnica que podemos utilizar para poner en práctica la comunicación asertiva es la confrontación empática, que es muy útil a la hora de expresarnos y rechazar algo que no queremos hacer. Esto consta de 3 pasos importantes: 1) Brindar un mensaje de empatía que consiste en comenzar a utilizar palabras, como “entiendo, comprendo, reconozco, valoro o agradezco”, y esto nos ayuda a que la otra persona no se siente atacado y le resulta más fácil recibir el mensaje que queremos dar. 2) Mensaje confrontativo donde se utilizan afirmaciones como: “sin embargo, pero o a pesar de ello” aquí expresamos lo que no queremos hacer, nuestra opinión o necesidades. Finalmente, 3) Mensaje de conclusión o propuesta “por lo que propongo, sugiero, recomiendo o qué te parece si…” para que haya una alternativa o conclusión”, recomendó el psicoterapeuta.

Autocompasión

La autocompasión es esencial en el proceso de aprender a decir “no”, porque una vez que entendemos que el rechazo es una parte inevitable de la vida y que no define nuestro valor personal, puede ayudar a mitigar el miedo asociado. Como destacó el experto de la Continental University, ser autocompasivos nos permite reducir la tendencia a la autocrítica destructiva que, en ocasiones, puede terminar impactando significativamente nuestra autoestima.

“La autocompasión es sumamente importante, ya que es el regalo que nos damos a nosotros mismos y que podemos desarrollar solo nosotros mismos y con ayuda de la psicoterapia. Por ejemplo, en la terapia de esquemas hablamos de abordar las necesidades emocionales de esa parte vulnerable a través de la compasión. Básicamente, un dialogo interno “entre nuestro modo de adulto saludable con esa parte que necesita ser cuidada, comprendida, validada y amada, puede ayudarnos a seguir desarrollando conductas saludables, como respetar nuestras necesidades individuales y establecer límites personales”.dijo Fanny Abanto.

cambio de percepción

Según la Dra. Karen Pérez, es necesario cambiar nuestra percepción del rechazo y verlo como algo positivo, por lo que para lograrlo es crucial trabajar la forma en que interpretamos y procesamos cada experiencia que vivimos. Por ejemplo, una buena estrategia es poder examinar nuestras creencias subyacentes sobre el rechazo, es decir, preguntarnos si ¿consideramos el rechazo como un indicador de fracaso o como una oportunidad para crecer y aprender? Sin duda, tomar conciencia de nuestros pensamientos puede ser el primer paso para cambiarlos.

Una vez que hemos dicho “no”, es vital mantenernos firmes en nuestra decisión. Por ello, es fundamental reafirmar nuestra posición y evitar ceder a las presiones. Esto fortalecerá nuestra autoestima y nos hará sentir más en control de nuestras vidas.

Asimismo, esto lo podemos lograr generando un cambio en nuestro diálogo interno, por lo que es necesario desafiar los pensamientos negativos sobre el rechazo y todo lo que nos impide expresar el “no”, reemplazándolos por afirmaciones positivas. Asimismo, en lugar de ver el acto de decir “no” como una negación a los demás, podemos centrarnos en cómo esto es una oportunidad para cuidarnos a nosotros mismos, así como fortalecer nuestra autoestima a través de límites saludables y habilidades de comunicación que tenemos. estado desarrollando.

Encuentra apoyo

Si no saber decir “no” está afectando a nuestro bienestar emocional, a nuestras relaciones interpersonales o a nuestra calidad de vida en general, un terapeuta o psicólogo puede proporcionarnos las herramientas, estrategias y apoyo emocional para trabajar este importante aspecto.

Por su parte, tal y como sugirió Abanto, cuando comenzamos a experimentar algunos de los signos de sobrecarga es imprescindible acudir a un especialista. Por ejemplo, cuando sentimos que siempre estamos cediendo a todo lo que los demás nos piden o exigen para decirnos que somos una buena persona, de tal manera que buscamos ser apreciados únicamente por eso. Asimismo, cuando tendemos a sentir o pensar que las personas que son importantes en nuestra vida no nos comprenden o quizás no nos aman incondicionalmente por lo que somos, también es recomendable buscar apoyo externo, ya que probablemente estemos buscando ser amados por lo que somos. ¿Qué hacemos por ellos?

Algunas recomendaciones

En caso de que apenas estemos empezando a trabajar en nuestra capacidad de decir “no”, es fundamental que, en primer lugar, no nos agobiemos creyendo que debemos empezar a poner límites con todos y en todo momento. Inicialmente se puede comenzar con asuntos en los que sentimos que no habrá mayores consecuencias o con aquellas personas que no representan un riesgo emocional para nosotros, ya que hay una mayor confianza de por medio. Sin duda, esto nos ayudará a desarrollar progresivamente la confianza en nuestra propia capacidad de decir “no”.

“Asimismo, es fundamental comenzar a identificar nuestras necesidades y prioridades, practicando la autoafirmación y aprendiendo a comunicarnos de forma asertiva. También es importante recordar que decir “no” es un acto de cuidado y respeto por uno mismo, por lo que no debemos sentirlo como algo negativo o egoísta”. afirmó el psicólogo de la Universidad Continental.

 
For Latest Updates Follow us on Google News
 

PREV Esto es lo que le espera a su cartel HOY, viernes 7 de junio.
NEXT La película ganadora del BAFICI 2024 se estrena en Buenos Aires