Nelsa Curbelo: El fútbol de la mano de Galeano | Columnistas

Nelsa Curbelo: El fútbol de la mano de Galeano | Columnistas
Nelsa Curbelo: El fútbol de la mano de Galeano | Columnistas

El fútbol da alegría a un país, lo somete a la angustia, al desborde, a la esperanza, a la rabia, a la incertidumbre y lo une. Convierte a cientos de miles de aficionados en comentaristas deportivos o entrenadores de equipos. Cada vez son más las mujeres que se suman a estos campos. Y una cierta ingenuidad anima al equipo que defiende la camiseta, la bandera, el honor de un país. El himno se escucha con la mano en el corazón, la mirada al cielo o los ojos cerrados. He confesado varias veces que nunca he visto un partido completo. Este enfrentamiento que parece una guerra me pone tenso. Pero me encanta leer sobre fútbol. Uno de los libros que he leído y releído es Fútbol a sol y sombra, de Eduardo Galeano, el escritor uruguayo que colgaba “Cerrado por fútbol” en la puerta de su casa cada vez que se jugaba un Mundial, veía todos los partidos y nos regaló esa pequeña obra de arte en el libro que comento.

Copa América: Ermen Benítez recuerda cuando Argentina, con Diego Maradona, tuvo que perder ante Ecuador en 1989. ‘Yo iba a tirar el penal que falló Jimmy Izquierdo’, dice la ‘Pantera’

En este país, donde los ciudadanos parecen cada vez más partidarios de equipos que se odian, donde la violencia de una sociedad otrora considerada cordial y amable es alentada por poderes y mafias que nos enfrentan y nos desconciertan, nos envenenan y nos indignan con la incomprensibilidad de sus acciones, buscar ayuda en lo que une es una tarea prioritaria. Mandela lo hizo en la convulsa Sudáfrica.

También he leído el libro de Declan Hill, Foul Play, Football and Organised Crime, en el que una exhaustiva investigación revela el funcionamiento de una nueva forma de corrupción global vinculada al deporte, al mundo de las apuestas ilegales y a la contaminación que se produce cuando equipos o jugadores se transforman en empresas comerciales y políticas.

¿Cuándo se jugará Ecuador vs Argentina por los cuartos de final de la Copa América?

Pero me quedo con la frescura del entusiasmo de Galeano por el deporte rey y sus anécdotas. Así supe, por ejemplo, que en 1992, cuando la guerra asolaba la ex Yugoslavia y cualquiera que fuera considerado espía era eliminado sin vacilaciones por las facciones en pugna, dos periodistas que intentaban ir al frente se salvaron de ser ejecutados por los militares porque presentaron sus pasaportes mexicanos y los militares admiraron a Hugo Sánchez, conocido por sus goles y las volteretas con que los celebraba. Emocionados, los abrazaron como abrazaríamos hoy a Messi.

Y en Buenos Aires, en 1989, un partido entre Argentinos Juniors y Racing terminó en empate, por lo que el partido se fue a los penales. El partido se decidió después de 44 tiros. No quedaban espectadores en la cancha. Galeano tituló ese capítulo “Indigestión”…

Copa América: ¡Ecuador llega a octavos de final por quinta vez! Así fueron las eliminatorias anteriores

Y me enteré de que Zico, el jugador brasileño, estaba jugando un partido en Japón y entró con tanta fuerza que corrió más rápido que la pelota. Cuando se dio cuenta de eso, retrocedió y dio una chilena de revés, con la cara en el suelo, y la pateó con el talón.

En uno de los espacios donde la corrupción aún no es un denominador común, es importante mantener la alegría y la certeza de que el trabajo en equipo bien ejecutado puede llevar a triunfos importantes, que el deporte es un grito de guerra y permite fortalecer identidades y orgullos colectivos, que rivales aparentemente invencibles pueden ser enfrentados con preparación y propósitos claros, que construir un país en el que quepamos todos es posible si la disciplina y el respeto son pilares de las propuestas democráticas. (Oh)

 
For Latest Updates Follow us on Google News
 

PREV Clases de refuerzo escolar para alumnos de secundaria en Salta – .
NEXT Alcalde asiste a festival conmemorativo de Chiapas – .