5 consejos para aliviar la hinchazón de piernas durante el verano – .

5 consejos para aliviar la hinchazón de piernas durante el verano – .
5 consejos para aliviar la hinchazón de piernas durante el verano – .
Ahora León, Noticias León, Salud

Durante el verano es habitual que los pies o las piernas se hinchen debido al calor. Cuando el clima alcanza temperaturas muy altas, el cuerpo intenta reducir su temperatura interna para funcionar correctamente a través de la sudoración y la dilatación de los vasos sanguíneos periféricos. Esta dilatación venosa hace que la sangre fluya más lentamente, favoreciendo la acumulación de sangre en las extremidades y provocando hinchazón y malestar en quien la padece..

El síndrome de piernas cansadas afecta ya a un 20-30% de la población adulta, es cinco veces más frecuente en mujeres y es común en el 50% de las personas mayores de 50 años.Según datos de la Sociedad Española de Farmacia Comunitaria (SEFAC), esta situación es aún más frecuente en personas que padecen insuficiencia venosa y se agrava en verano, ya que el calor hace que las venas se dilaten y se escape líquido de las venas al espacio intersticial, provocando hinchazón o edemas en las piernas. Enfermedades endocrinas como el hipotiroidismo, enfermedades renales o cardíacas, alteraciones en los niveles de proteínas en sangre y determinados medicamentos también provocan esta afección. La dilatación de los vasos sanguíneos puede aumentar el riesgo de hipotensión ortostáticauna caída repentina de la presión arterial al ponerse de pie que puede provocar mareos o desmayos. Este riesgo es mayor en personas mayores, con tendencia a la hipotensión subyacente o con problemas cardiovasculares. Además, la dilatación de las venas por el calor, combinada con un estilo de vida sedentario o permanecer en la misma posición durante largos periodos de tiempo, son factores de riesgo para el desarrollo de la enfermedad. trombosis venosa profunda (TVP). Y es que, El periodo estival suele ser una época en la que los viajes largos son frecuentes. ya sea en tren, coche, autobús o avión, lo que además de ser un factor de riesgo para el desarrollo de TVP, empeora los síntomas de hinchazón en las piernas.

Además del calor, Existen otros factores que contribuyen a esta patología, siendo los principales la edad, el sexo, las condiciones médicas y el estilo de vida.Las personas mayores son más susceptibles debido a los cambios en la circulación y la capacidad del cuerpo para soportar el calor, así como las mujeres, que pueden experimentar un aumento de la hinchazón de las extremidades con el calor debido a factores hormonales. Las personas con enfermedades crónicas, como insuficiencia cardíaca, y aquellas que llevan un estilo de vida sedentario o trabajan muchas horas de pie también son más propensas a sufrir este síndrome.

“La vasodilatación es un mecanismo de autorregulación de nuestro organismo que se activa cuando la temperatura ambiental aumenta, con el fin de mantener una temperatura corporal adecuada para nuestra salud. La sudoración, por ejemplo, también forma parte de estos mecanismos termorreguladores. Sin embargo, la vasodilatación en nuestras piernas requiere de un sistema venoso competente, ya que el flujo sanguíneo debe ir en contra de la gravedad, lo que dificulta que llegue adecuadamente a manos y pies. En personas con venas menos competentes o más débiles, el efecto de la gravedad asociado a la vasodilatación favorece la acumulación de líquido fuera de los vasos sanguíneos, manifestándose como hinchazón de piernas. Además del calor, la retención de líquidos empeora considerablemente esta hinchazón. Por ello, la alimentación y el estilo de vida son dos de los factores más importantes a la hora de afrontar este problema. En verano es aún más importante cuidar lo que comemos y levantarnos de vez en cuando si vamos a realizar viajes de varias horas en los que vamos a estar sentados. Incorporar también una rutina de ejercicio activo durante esta época puede ayudar significativamente a reducir la hinchazón de piernas”, explícalo Dra. Daniela Silva, especialista en Medicina Interna y E-Health Medical Manager en Cigna Healthcare España.

Por esta razón, los expertos de Atención médica de Cigna Recomiendan seguir una serie de recomendaciones para pasar el verano y paliar los efectos de las piernas hinchadas:

  • Hidratación adecuada y alimentación saludableSe recomienda beber suficiente agua para ayudar al cuerpo. regular la temperatura y mantener la sangre menos viscosa. De hecho, como señala la Dra. Daniela, “Puede parecer contradictorio, pero la hidratación con 1,5 a 2 litros de agua al día es esencial durante esta época, ya que mejora la hinchazón al estimular la diuresis. La deshidratación promueve la retención de sodio, lo que a su vez empeora la retención de agua.“Es necesario tomar principalmente aguay evitar los zumos y bebidas azucaradas así como el alcohol, ya que, además de ser poco saludables, aumentan el riesgo de enfermedades cardiovasculares. Además, en el caso del alcohol, también favorece la deshidratación. Los alimentos que más ayudan a combatir la hinchazón de las extremidades son los que son frescos y ligeros, Yo como frutas y verduras.
  • Use ropa ligera y suelta.. Usar ropa que permita la circulación y la transpiración es importante para evitar piernas cansadas. Se debe evitar la ropa de algodón, ya que este tejido retiene la humedad, y aquellas que son muy apretado, excesivamente compresivo o que restringe la circulaciónAdemás, utilice compresión graduada en zonas con tendencia a hincharse, puede ser beneficioso para personas que pasan mucho tiempo de pie, así como para personas que pasan mucho tiempo sentadas frente al ordenador, ya que reduce la fatiga muscular y mejora la circulación.
  • Evite la exposición prolongada al sol.. Dado que el calor es el principal desencadenante de esta patología, es fundamental permanecer en lugares frescos y a la sombra durante las horas más calurosas del día y evitar en lo posible la exposición directa al sol. En este sentido, para contrarrestar el efecto del calor, se recomienda Enfríe el área afectada con agua fría o geles refrescantes. que buscan imitar los efectos del agua fría en el cuerpo, ya que ayuda a contraer los vasos sanguíneos y neutralizar la vasodilatación, produciendo un efecto drenante muy beneficioso para la circulación.
  • Hacer ejercicio moderadoEl ejercicio regular y moderado es esencial para mejorar la circulación sanguínea y evitar la sensación de piernas cansadas. Nadar o trotar es una buena forma de mejorar la circulación sanguínea. gimnasia acuática, Se trata de ejercicios que, gracias al agua y al movimiento de los músculos de las piernas, resultan muy beneficiosos. Alternativamente, puedes utilizar un flotador o un flotador, y avanzar simulando el movimiento de una bicicleta sin que los pies toquen el fondo de la playa o piscina. De la misma forma, se recomienda realizar ejercicios específicos para mantener en movimiento los músculos de las piernas, como elevaciones de talón, estiramientos de pantorrillas y movimientos de tobillo.
  • Moverse durante viajes largos. Los viajes largos con movilidad limitada de las extremidades inferiores son un factor de riesgo. Permanecer sentado durante mucho tiempo puede perjudicar la circulación sanguínea en las piernas, lo que es especialmente problemático para las personas con problemas circulatorios existentes o para las personas que tienden a sufrir hinchazón de piernas. Si no se pueden evitar los viajes largos, existen una serie de recomendaciones que se pueden seguir, como por ejemplo: paradas frecuentes para estirar las piernas Si viaja en coche o camina por el pasillo en caso de viajar en avión o tren, haga ejercicios para mover los tobillos y flexionar y extender los pies. En estos casos, también es fundamental llevar Zapatos cómodos y ropa suelta. que no comprime las piernas.
 
For Latest Updates Follow us on Google News
 

PREV El regreso del Partido Laborista y la estrategia del jarrón chino | No Toquen Nada | Jorge Sarasola
NEXT Atrapados en la tormenta en Sudán – .