El régimen de Tierra del Fuego y el agronegocio, ganadores de los retoques finales de la Ley de Bases

El régimen de Tierra del Fuego y el agronegocio, ganadores de los retoques finales de la Ley de Bases
El régimen de Tierra del Fuego y el agronegocio, ganadores de los retoques finales de la Ley de Bases

Escuchar

Un cambio radical en la estrategia del partido gobernante fue la clave para la aprobación del Ley Base y el paquete fiscal en el Senado. Con la llegada del ministro coordinador, Guillermo Francosel Gobierno se sentó a negociar con la oposición y, tras múltiples concesiones, logró desbloquear los acuerdos para avanzar con la sanción definitiva de los proyectos fundacionales de Javier Milei. Este proceso dejó ganadores y perdedores quienes buscarán sellar o revertir su suerte en Diputados, cuya definición culminará un largo proceso parlamentario.

Condicionada por la necesidad de exhibir gobernabilidad, la Casa Rosada celebró el aval de la Cámara Alta pese a haber perdido puntos nodales de las iniciativas: la reimposición de la cuarta categoría del Impuesto a la Renta, la reconfiguración de Bienes Personales y la posibilidad de vender a privados empresas Aerolíneas Argentinas, Radio y Televisión Argentina y Correo Argentino.

Mientras tanto, logró salvar la delegación de facultades al Poder Ejecutivo en materia económica, financiera, administrativa y energética; así como el resto del paquete de privatización. También logró evitar un retroceso en el Lavado de Activos -que fue aprobado por unanimidad- y en el Régimen de Incentivos a las Grandes Inversiones (RIGI), que obtuvo 38 votos entre radicales, macristas, libertarios y hasta kirchneristas. Para ello, el Gobierno tuvo que ceder a peticiones concretas de senadores del norte, sur y centro del país.

La vicepresidenta, Victoria Villarruel, durante el debate de la Ley de Bases, en el SenadoSantiago Filipuzzi – LA NACION

En eso RIGI Se introdujo una modificación crucial. Este esquema ya no puede ser aplicarse a “cualquier sector que cumpla los requisitos previos”, sino más bien Se limitaba a lo siguiente: industria forestal, infraestructura, minería, energía, tecnología, turismo, acero, petróleo y gas. Esa restricción estuvo en la primera Ley Base que envió el Gobierno -que Diputados cambiaron-, aunque ese texto contenía un sector que ahora quedó excluido: el agroindustrial.

Hasta donde él pudo saber LA NACIÓN, Fueron los senadores de Santa Fe, Córdoba y Buenos Aires quienes pidieron quitar de esta nueva redacción la posibilidad de que empresas vinculadas al agro puedan ingresar a la RIGI.. Buscaban impedir que el capital extranjero, a través de los generosos beneficios del régimen, se apoderara de uno de los sectores más productivos del país, con actores locales ya bien establecidos en el mercado nacional e internacional.

Fue una concesión que la administración libertaria admitió para evitar una sorpresa en un punto fundamental para el proyecto económico. De hecho, fuentes cercanas al Presidente dijeron a este medio que Será el propio Milei quien “será el encargado directo de la implementación de la RIGI”. “Considera tan clave que va a intervenir directamente en la normativa”, detallaron. En ese sentido, aludieron a la experiencia del presidente en el sector privado: “trabajó en el tema durante 25 años y sabe lo importante que es atraer inversiones”.

Entre otras cosas, el decreto reglamentario deberá especificar quién será el autoridad de aplicación del régimen, responsable de aprobar o rechazar las solicitudes de membresía, así como de la supervisión. El traspaso de la agencia de promoción de inversiones -que dependía de la Cancillería- a la Secretaría General de la Presidencia, encargada de Karina Milei, aumentaron las sospechas de que pueda estar bajo su órbita. Aunque fuentes oficiales no descartaron esta posibilidad, indicaron que también podría depender del Ministro de Economía, Luis Caputo. En todo caso, será una persona de extrema confianza del Presidente.

Entre los apoyos que obtuvo el RIGI en el recinto se encontraban tres senadores de Unión por la Patria (UP): Guillermo Andrada (Catamarca), carolina moises (Jujuy) y sandra mendoza (Tucumán), seducido por los beneficios para el sector de mineríacon gran potencial en sus provincias. Votaron en contra de la corriente de su partido. y mostraron las tensiones dentro del bloque, donde conviven gobernadores que tienen buena sintonía con la Casa Rosada.

El gobernador de Catamarca, Raúl Jalil, junto al jefe de Gabinete, Guillermo Francos y el secretario de Gobernación, Lisandro Catalán

En los sectores aliados al Gobierno también hubo fisuras. Aunque el bloque Pro en el Senado votó a favor, el diputado Luciano Laspina Descargó su ira contra su No se me ocurre nada más arbitrario, directivo y discriminatorio. “Un daño enorme al espíritu de una ley general de protección de inversiones para todos aquellos que quieran invertir en el país”. Él sector tecnológicoincluido como posible beneficiario en la última modificación de la Ley Base, también es beneficiario del Régimen de ascenso fueguino que el Gobierno no da señales de querer desmontar en su plan de ajuste del gastoa pesar de los cuestionamientos de una parte de la oposición.

Los emprendedores tecnológicos también dieron un suspiro de alivio después de la eliminación del artículo 111 del paquete de medidas fiscales, que instruyó al Poder Ejecutivo a incrementar el 2% del Producto Interno Bruto (PIB) mediante la eliminación de exenciones o beneficios tributarios. Esta cláusula, que fue incluida bajo presión del diputado de la Coalición Cívica, Juan Manuel Lópezdirigido fundamentalmente a desmantelar el régimen de beneficios a los industriales de Tierra de Fuego.

El rechazo de este apartado reunió a un grupo diverso de senadores. El radical fueguino, Pablo BlancoOMS cambió su voto y evitó que el Gobierno perdiera la delegación de poderes, Fue uno de sus principales detractores. Sus compañeros de cuadra lo apoyaron en su cruzada para revertir el artículo, pese a que los integrantes de Diputados habían proporcionado el número para incluirlo. El kirchnerismo también acordó eliminarlo a pedido del gobernador de Tierra del Fuego, Gustavo Melella. A este desafío se sumaron todos los libertarios, que lograron 65 votos.

Sólo seis legisladores Votaron para que se sostenga: Lucila Crexell (Comunidad Neuquén-Neuquén), Andrea Cristina (Cambio Federal-Chubut), Alejandra Vigo (Unidad Federal-Córdoba), Carlos Espínola (Unidad Federal-Corrientes), Edgardo Kueider (Unidad Federal-Entre Ríos) y Guadalupe Tagliaferri (Pro-Ciudad). Será difícil revertir esta decisión en la Cámara Baja, donde para insistir en su inclusión los diputados deberán reunir una mayoría cualificada. En su relato X, López denunció un “Senado corporativo”.

Otro punto que el Senado blindó a Diputados fue el relativo al tabaco. Gracias a las abstenciones de veinte legisladores de Unión por la Patriael capitulo buscando aumentar la tasa del impuesto interno sobre el tabaco del 70 al 73% y eliminar el impuesto mínimo que se aplica hoy. Este artículo estaba contemplado en la iniciativa original que el Gobierno había presentado en diciembre pasado, pero llamativamente fue eliminado en medio de denuncias de lobby cruzado entre las dos principales tabacaleras: Sarandí, que opera en la provincia de Buenos Aires e importa el insumo de Brasil; y Massalin Particulares, con terminales en las provincias tabacaleras del norte del país.

Desde hace años, Tabacalera Sarandí, propiedad del empresario Pablo Otero, se benefició de una serie de medidas cautelares contra el impuesto mínimo interno que le permitieron comercializar las marcas de su empresa a precios inferiores a los de la competencia. Días atrás, el Tribunal Supremo anuló estas medidas cautelares. Con esta nueva cláusula de la Ley de Bases, que pone fin al impuesto mínimo actual, Otero deberá cumplir con sus obligaciones tributarias y estará en igualdad de condiciones con los demás actores del mercado.

El gobernador de Salta, Gustavo SáenzFue uno de los dirigentes que más levantó el perfil con esta lucha. En encuentro con empresarios locales, celebró la ratificación de este punto por parte del Senado: “Empecé a pelear solo, con un Señor del Tabaco que aunque no lo conocía, sí sabía que estaba perjudicando a miles de productores agrícolas de nuestra querida Salta. y de diferentes provincias”.

Conozca El Proyecto Confianza
 
For Latest Updates Follow us on Google News