Javier Milei ante el riesgo de efecto contagio por la crisis de Misiones

El conflicto que se vive en la provincia de Misiones tiene todos los ingredientes para causar alarma en el gobierno nacional: paro policial, enfrentamientos en la casa del gobernador, protestas docentes con incidentes violentos y, como telón de fondo, la sospecha de que el ajuste de los salarios del sector público ya ha llegado a su límite de tolerancia social.

Sin embargo, a 900 kilómetros de esa provincia, funcionarios de la Casa Rosa Insisten en limitar la crisis como una cuestión puramente provincial. Una estrategia arriesgada, por supuesto, porque la historia reciente tiene muchos ejemplos de cómo una situación interna en una provincia puede generar rápidamente una “efecto contagio” se extendió al resto del país.

Por eso la atención política nacional se centra en cómo se resuelve este problema, lo que pone Javier Milei enfrenta a un dilema complejo: si abandona la Gobernador Hugo Passalacquacorre el riesgo de que el conflicto se intensifique, se extienda a otras provincias y afecte la estabilidad a nivel nacional; Pero si interviene con asistencia económica, su actitud puede interpretarse como un incentivo para que la protesta se aplique en otras provincias, bajo la lógica implacable de que “el que no llora, no mama”.

Por ahora, la posición oficial es clara: lo que pase en Misiones es problema del gobierno misionero, y lo único que hará la Casa Rosada es garantizar el envío de fuerzas del orden si el paro policial provoca un clima de inseguridad.

“Los docentes dependen del gobierno provincial; por lo tanto, el Gobierno nacional no puede interferir en esa negociación ni en ese conflicto, que es entre partes y el Estado no es uno de ellos”, justificó el vocero Manuel Adorni al referirse al conflicto. de Misiones, en la rueda de prensa de este viernes. Y trató de transmitir tranquilidad al afirmar que “la provincia estará a la altura de las circunstancias”.

Misiones con un gobernador en difícil equilibrio

Lo cierto es que las imágenes que llegan desde Misiones parecen desmentir ese mensaje: hubo peleas frente al edificio de la legislatura, y en la televisión nacional se mostraron imágenes de profesores relatando cómo habían sido golpeados. Un profesor, en un forcejeo con la policía, logró arrebatarle el bastón a un agente y lo presentó como “un trofeo de lucha”, gesto que encendió el entusiasmo en sectores de la izquierda y del kirchnerismo, quienes se entusiasman con la posibilidad de que Misiones sea solo el comienzo de un movimiento de resistencia popular contra la política económica de Milei.

Los gobernadores con Javier Milei: desde la toma de posesión, la relación ha fluctuado entre conflicto y negociación por recursos fiscales

Por supuesto, a la oposición no le resulta tan fácil hacer una lectura política simplista de la situación en la provincia. Después de todo, el gobernador Passalacqua, cuyos orígenes en la actividad política se encuentran en la UCR, Fue aliado de Sergio Massa en las últimas elecciones con su Frente Renovador de la Concordia. Pero, una vez que Milei asumió, se mostró como uno de los gobernadores dialogantes, dispuestos a emitir su voto para aprobar la ley de Bases a cambio de una negociación para mejorar la situación fiscal provincial.

En resumen, Passalacqua se encuentra en la misma situación ambigua que la mayoría de sus colegas: buscar un equilibrio entre Resistencia a recortar las transferencias de recursos. pero, al mismo tiempo, con la necesidad de buscar un acuerdo con Milei para que el fondo provincial no entre en crisis.

¿Hasta dónde puede llegar el ajuste fiscal?

El gobierno misionero no llegó a afirmar que la protesta esté motivada por motivos políticos, pero sí dejó claro que la situación salarial está lejos de ser la peor, si la comparamos con otras provincias.

El Ministro de Educación de Misiones, Ramiro Aranda, donde detalló que la oferta del gobierno para docentes es de $400.000 para un puesto de docente de pregrado de cuatro horas, y de $562.000 para un docente de secundaria con 21 horas. Y rechazó las demandas del gremio docente porque consideró que no se ajustan a la situación nacional: “Están pidiendo 850.000 pesos; ese monto no existe en el país, nadie en el cargo de testigo sin antigüedad cobra, porque ninguna provincia está en condiciones de alcanzarlo. Sobre todo, con la crisis económica a nivel nacional y con las caídas de “coparticipación y recaudación que están teniendo las provincias”.

El mero hecho de haber mencionado la palabra “coparticipación” deja clara cuál es la visión del gobierno provincial: básicamente lo que genera malestar social es la El celo fiscal de Milei, y lo único que puede hacer la provincia es gestionar la crisis.

“No podemos hipotecar las cuentas de la provincia porque eso puede traer otros problemas”, añadió el ministro, quien además, como reivindicación de la responsabilidad del gobierno misionero, recordó que el pago de la media bonificación del mes de junio, algo que aún está en duda en otras regiones del país -de hecho, en diciembre pasado hubo provincias que pagaron a plazos-.

Misiones, lejos de ser las peores de la clase

Pero la crisis está lejos de terminar. Además de la protesta de los docentes, también parecen estancadas las negociaciones con el sindicato de la policía, que consideró “una burla” la propuesta de un aumento salarial del 30% frente a una petición del 100%.

Y lo peor de todo es que las cifras de las finanzas misionales son relativamente buenas en el cuadro general de las provincias. A diferencia de lo ocurrido en otras situaciones, como la de La Rioja, que a principios de año anunció que debía recurrir a la emisión de una cuasimoneda, Misiones no aparece como el caso típico de una provincia con problemas crónicos de Administración deficiente..

La cuasimoneda de La Rioja, consecuencia de una crisis financiera provincial agravada por la falta de consenso con el Gobierno nacional

En ese caso, Milei había encontrado un rival perfecto para justificar su cruzada por la disciplina fiscal: el Gobernador Ricardo Quintela, quien también enfrentó una disputa salarial con la policía, había contratado a Lali Espósito para un festival de arte provincial, situación que Milei se encargó de transformar en un símbolo de la irresponsabilidad fiscal y de la batalla cultural por venir. El presidente salió mejor parado de aquel conflicto que el gobernador, que poco después anunció un impago de los bonos de Rioja -lo que le valió la acusación de “recalcitrante y reincidente” por parte del comité de acreedores, que ya había sufrido el reperfilamiento-. de deuda en 2021.

¿Qué tan malas son las finanzas misionales? Aunque el año terminó con un Déficit presupuestario del 2,8% del producto regional (que la dejó en el séptimo lugar del ranking nacional de las de mayor desequilibrio), no muestra una dependencia tan fuerte del gobierno nacional como otras provincias.

De hecho, aparece en el tercio de los que reciben menores transferencias per cápita de la Nación. Su dependencia del reparto automático de impuestos es del 45% de los ingresos totales, mientras que lo que recibió por transferencias discrecionales fue del 10%, según la estimación realizada por la Fundación Mediterránea.

Son cifras que contrastan con casos como La Rioja, Formosa, Jujuy y Santiago del Estero, donde La asistencia nacional explica más del 75% de los ingresos totales provincial.

Y, sorprendentemente, Misiones se encuentra entre los distritos con menor dependencia del empleo público, Tiene sólo 49 trabajadores provinciales y sólo 55 empleados públicos -sumando provinciales y nacionales- por cada 1.000 habitantes. Esto la convierte en la cuarta provincia del país con menor incidencia del sector estatal en el mercado laboral. Dentro del presupuesto provincial, el monto que Misiones destina al pago de salarios está por debajo del promedio nacional del 53%.

Conflicto en Misiones y show de Milei generan ecos del baile de Cristina

Estos números sólo muestran que, lejos de ser un caso particular de mala gestión provincial, el conflicto salarial en Misiones se debe más a la situación de caída de ingresos provocada por la crisis de la economía nacional. Y, en principio, parece más probable que se produzca un “efecto contagio” que que el conflicto se encapsule dentro de la provincia.

Milei tiene a la mano ejemplos recientes de cómo este tipo de crisis pueden extenderse rápidamente. Quien mejor sabe es Cristina Kirchner, que a lo largo de su gestión ha sufrido varias situaciones de este tipo. Lo más grave fue en diciembre 2013con una serie de crisis policiales y saqueos, que habían su expresión más dramática en Tucumán, donde hubo muertes en incidentes violentos.

Lo peor para Cristina fue que el momento más grave la encontró bailando en la Plaza de Mayo, en medio de los festejos por los 30 años del retorno a la democracia. Fue un paralelo que varios notaron antes del “show” de Milei en el Luna Park, que también se realizó coincidiendo con el malestar social en Misiones.

El show de Milei en el Luna Park coincidiendo con la crisis de Misiones trajo reminiscencias de Cristina Kirchner bailando en medio de la represión policial en Tucumán en 2013

En aquella ocasión, Cristina había cometido errores de cálculo político que se volvieron en su contra, como haber ignorado un conflicto policial en Córdoba, alegando que tenía injerencia en temas provinciales. Eso sí, en aquella época la provincia mediterránea estaba gobernada por José Manuel de la Sota, un acérrimo adversario. Pero luego el conflicto se extendió y se produjeron situaciones de saqueos en otras provincias, donde se decidió la intervención nacional.

Siempre aferrándose a visiones conspirativas ante las crisisCristina había insinuado una organización política de las protestas. “El efecto contagio sólo existe en paperas, varicela o rubéola”, afirmó el entonces presidente.

Pero la realidad demostró que no era así: todo empezó con el mal humor de los policías bonaerenses por recibir menos aumento que sus colegas de la Policía Federal, y luego ese clima de protesta se extendió por todo el país. El Estado y los docentes apenas estaban negociando conjuntamente y ajustaron sus solicitudes al alza para acercarse a los porcentajes que había recibido la policía.

La historia nunca se repite, pero a menudo rima, dijo Mark Twain, en una frase que a los politólogos les gusta citar. Para Milei, El caso de Misiones podría ser la advertencia de una rima peligrosa.

 
For Latest Updates Follow us on Google News
 

PREV creen que quería robar
NEXT ¿Por qué el lunes 17 de junio es feriado en Argentina? – .